cabecera
Portada del sitio | Noticias | Soria |
  • 0 comentarios 
  • Versión para imprimir de este documento Versión imprimir
asesoria

El Sindicato Único de la Confederación General del Trabajo de Soria quiere denunciar ante la ciudadanía soriana la persecución sindical que la empresa ALEIA ROSES, sita en la localidad soriana de Garray, está emprendiendo en contra de los trabajadores y trabajadoras que han pretendido presentarse a sus elecciones sindicales representando a CGT.

Esta empresa expulsó a dos trabajadores de manera inopinada y sin ninguna justificación el día de antes de que se formalizaran las listas en las que representaban a CGT, evitando de esta forma por un día el amparo que la ley otorga a los trabajadores y trabajadoras que se presentan a las elecciones sindicales. Estas dos personas llevaban trabajando en la empresa –al menos en un caso- desde que esta abrió sus puertas y nunca habían sido apercibidos por ninguna causa.

La estrategia de la empresa ALEIA ROSES es clara: amedrentar a todo aquel trabajador o trabajadora que pretenda denunciar las condiciones laborales decimonónicas a las que su empresa les somete: salarios de miseria, mitigados por pluses que la dirección concede graciosamente a los trabajadores más sumisos; turnos de castigo que condenan a los trabajadores más díscolos a no poder conciliar su vida familiar; reparto de trabajos arbitrario, que hace penitenciar a cualquier trabajador o trabajadora que tenga la osadía de verbalizar cualquier tipo de queja; la supervisión orwelliana de los trabajadores por parte del personal de seguridad, que hace función de policía política; y lo peor de todo, condiciones físicas laborales tercermundistas, que incluyen trabajar en los invernaderos a más de 40 grados centígrados, la escarificación de los brazos de trabajadores y trabajadoras causada por las espinas de las rosas y la falta de EPIs apropiados o inhalar los productos químicos de la fumigación –que incluyen metales pesados- al ni siquiera permitir reposar el tiempo requerido y carecer de mascarillas apropiadas.

En definitiva, estos trabajadores han sido castigados por denunciar las condiciones de una empresa que distan años luz de la engolada imagen de las campañas publicitarias en red que ALEIA ROSES puede pagarse a costa de lo que no paga a su fuerza productiva, cuando la realidad recuerda más a una novela de Dickens.

Pero todo esto no va a amedrentar a CGT, que, al contrario, va a seguir denunciando las condiciones laborales abusivas y el constante atropello a los derechos de los trabajadores y trabajadoras, comprometiéndose a hacer una campaña para que estas cambien de manera significativa. Queda por ver si las otras dos OOSS que tienen representación en el comité de empresa –CCOO y UGT- respaldan las movilizaciones o se conforman con la ausencia de competencia propiciada por la empresa a la espera de ser ellos los siguientes en ser represaliados.

JPG - 5.4 MB
persecucion sindical ALEIA ROSES

Añadir un comentario

Metal Alimentación y Hostelería Administración Limpiezas Sanidad Transportes y Comunicaciones General Educación Construcción